Santificarás las 5 comidas

La práctica de comer 5 veces al día es algo más que un truco para estar en el peso ideal, debe ser un hábito de por vida. Aunque a muchos les cueste aún creerlo, para lucir un cuerpo 10 es mejor comer que dejar de hacerlo. El truco siempre está en saber QUÉ se debe comer y CUANDO comerlo.

Desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena, cinco momentos sagrados que debemos respetar por las siguientes razones:

  1. maxresdefaultAseguramos el suministro de nutrientes diarios recomendados para nuestro organismo.
  2. Evitaremos que nuestro organismo almacene grasas. Si no le damos alimentos a nuestro organismo durante un periodo largo de tiempo (más de 3-4h), nuestro cuerpo entra en alerta y nos advierte con la señal “HAMBRE”, esto hace que se disparen todos nuestros mecanismos de reserva y que nuestro cuerpo acumule grasas para aguantar y rendir durante las horas que no va a recibir alimento.
    Es fundamental por tanto, evitar estos mecanismos de alerta para mantener a nuestro organismo en un correcto equilibrio. No tenemos que PASAR HAMBRE.
  3. Entre toma y toma no tendremos la necesidad de picotear cualquier cosa de manera compulsiva. Y podremos diseñar que tomar a media mañana y a media tarde con tiempo para no equivocarnos en la cantidad ni en la calidad.
  4. Ingerir alimentos 5 veces hará que  cuando lleguemos a las tomas principales no tengamos “ganas de devorar”, así podremos controlar la cantidad de comida ingerida. Darse atracones sin control nos hará perder la figura sin duda, además de ser muy poco saludable.comer-5-comidas-al-día
  5. También nuestros músculos necesitan, para mantenerse fibrados y bien formados, energía y nutrientes. Si no le damos al músculo de comer cada 2 horas y media o 3 horas, comenzará a alimentarse de sus propias proteínas y hará que se les vea flácidos y deformes. Si quieres tener UN CUERPO BONITO, ESBELTO Y SIN FLACIDEZ, no te olvides de alimentar a tus músculos con los nutrientes adecuados a sus horas.
  6. Con las 5 comidas mantendremos el nivel de energía adecuado y no estaremos cansados, ni agotados, no disminuirá nuestra atención, tampoco estaremos irascibles, ni tendremos cambios de humor, ni ansiedad, etc… todas nuestras sensaciones se mantendrán estables.

Un cuerpo sano, bonito y estilizado no se consigue comiendo menos, hay que comer más veces y mejor. Cambia el chip, come algo sencillo y ligero cada 3 horas.