No consentirás pensamientos sedentarios ni actitudes impuras

¡Anímate, muévete, haz deporte!. No consientas tener una vida totalmente sedentaria, ni te permitas una actitud vaga ante la vida. ¡Activarse es salud, es agilidad, es vitalidad, es muy sano!.

Está demostrado que practicar ejercicio de forma regular no solo ayuda a esculpir un cuerpo bonito, su importancia radica en que contribuye a mantener una buena salud y a prevenir enfermedades. El ejercicio aporta increíbles beneficios físicos, mentales y psicológicos. Algunos de los cuales debes saber:

  1. Mejora considerablemente la forma física._K4L7295(1)
  2. Contribuye a establecer un bienestar mental, mejorando la autonomía de la persona, la memoria, rapidez de ideas, etc…
  3. Promueve sensaciones como el optimismo o la euforia, al tiempo que se mejora la autoestima de las personas.
  4. Ayuda al carácter, la disciplina y a la toma de decisiones en la vida cotidiana.
  5. Aumenta el tono y la fuerza muscular.
  6. Mejora la flexibilidad y la movilidad de las articulaciones.
  7. Reduce la sensación de fatiga y mejora el descanso nocturno.

Y un largo etcetera…

Practica ejercicio físico, hay infinitas modalidades, encuentra la que más te guste acorde a tu edad y a tus capacidades. Date el lujo de activar tu organismo, de experimentar los cambios saludables en tu cuerpo. De sentirte fuerte, joven, ágil y lleno de vitalidad. Date un respiro para ir al gimnasio a divertirte en una clase de spinning o zumba. Vete a nadar, a dar una vuelta en  bici o a hacer footing. ¡Prueba a bailar, no imaginas cuantas calorías vas a quemar y el ejercicio físico que estarás haciendo!. No te pongas excusas, encuentra tus huecos para cuidarte. Tú eres lo más importante en tu vida.